HTC 10: de nuevo un smarpthone de HTC que merece la pena

Después de un largo camino de filtraciones, ya tenemos en nuestras manos el nuevo smartphone de gama alta de HTC para el año 2016, el HTC 10, un terminal con Snapdragon 820, 4GB de RAM y unas funciones muy interesantes en la cámara.

Lo primero que hay que destacar es su cambio de nombre, ya que HTC ha dado de lado la denominación «ONE» o el número con la «M». Ahora es todo mucho más sencillo, y simplemente nos vamos a encontrar con un HTC 10.

Las especificaciones son las siguientes:

  • Pantalla de 5.2″ Quad HD Súper LCD
  • Procesador Qualcomm Snapdragon 820
  • 4 GB de RAM
  • 32/64GB de almacenamiento + ranura para tarjetas microSD (hasta 2 TB)
  • Cámara de 12MP UltraPixel 2 con pixeles 1.55um y apertura F/1.8, OIS, autofoco láser, RAW, grabación de vídeo 4K, el modo Pro, hyperlapse + cámara de 5 megapíxeles en el frontal con lente ultra gran angular, OIS, píxeles 1.34um y apertura f/1.8
  • Altavoces BoomSound duales no estéreo con Dolby, woofer + tweeter y 3 micrófonos con cancelación de ruido
  • Batería de 3,000mAh
  • HTC Sense UI 8 encima de Android 6.0
  • Sensor de huellas digitales
  • USB Tipo-C
  • Opciones de colores: gris carbón, plata glaciar, oro topaz, camelia roja (perdón por las traducciones)

Diseño del HTC 10

Tenemos un panel de vidrio frontal que se curva ligeramente en un cuerpo totalmente metálico y con una parte trasera biselada suavemente. Tenemos dos altavoces, un altavoz en la parte inferior que es responsable de las bajas frecuencias, y un altavoz de agudos en la parte superior que transmite el resto del espectro de audio. Nada de estéreo, pero el HTC 10 vienen con un nuevo amplificador para los auriculares que lleva el audio hasta los 24 bit y también dispone de DAC. Los audiofilos están de enhorabuena.

También dispone de un sensor de huellas dactilares que HTC dice que es mucho más rápido que el del Samsung  Galaxy S7 (que es capaz de desbloquear el móvil en solo 0.2 segundos).

En cuanto a la batería, nos encontramos con una capacidad de 3000mAh, y la posibilidad de cargarla al 50% en solo 30 minutos. Bienvenida seá la carga rápida.

Hardware del HTC 10

Lo que esperábamos, un procesador Snapdragon 820 de última generación. No hay nada mejor. Cuatro núcleos a 64bit y 2.2GHz. Viene acompañado de 4GB de RAM, el estándar de los teléfonos de gama alta en 2016. El rendimiento debería de ser espectacular y al nivel de los telefonos de gama alta de otras empresas como Samsung o LG.

En cuanto al almacenamiento, gracias al cielo no tenemos versión de 16GB (Apple, toma nota) y pasamos directamente a 32/64GB y además viene acompañado de tarjetas microSD hasta 2TB (¡uooooo!).

Cámara del HTC 10

Uno de los puntos más criticados en modelos anteriores parece que ha recibido un buen lavado de cara en el HTC 10: la cámara.

Dispone de una cámara trasera de 12MP con sensor Ultrapixel, apertura muy larga de f/1.8 y pixeles de 1.55um, por lo que el potencial de esta cámara incluso en situaciones de poca luz es tremendo. Dispone de estabilización óptica de imagen (OIS), autofocus láser y unos cuantos modos de cámara muy interesantes como el modo Pro, que añade controles manuales, grabación de vídeo 4K, HDR, cámara lenta o modo RAW. En la parte frontal también tenemos una buena cámara: 5MP con gran angular y pixeles 1.34um con una apertura f/1.8 y OIS

Android 6.0 Marhsmallow + Sense UI

El HTC 10 viene con la interfaz SENSE UI 8 con Android 6 por debajo. Lo mejor de todo es que HTC ha dado de lado algunas de sus apps propias y se ha pasado a las de Google, que funcionan mucho mejor. Además, vamos a  poder customizar la pantalla de inicio de diversas maneras, algo que parece muy interesante, cambiando la distribución de apps, fondo etc…

HTC 10: Precio y disponibilidad

El HTC 10 va a costar 749 euros y ya se puede pedir en su página web. Las primeras unidades se empezaran a enviar en Mayo de 2016.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.